IFR blog > Consejos para estudiar > Superar la teoría > El poder de la experiencia directa

El poder de la experiencia directa

Probablemente hayas oído que tienes que comprender la teoría musical para poder improvisar. ¿Y si resulta que es al revés?

Puede que suene confuso al inicio, pero yo creo que aclarar este punto podría ahorrarte años de frustración y tiempo malgastado. Incluso creo que la comprensión de esta sencilla idea podría ser uno de los momentos más definitivos en todo tu aprendizaje de la música.

Para comprender mejor la relación entre la teoría musical y el aprendizaje musical, por favor lee este capítulo de muestra del libro Improvisa de Verdad:

--------------

El poder de la experiencia directa

¿Pero por qué la teoría de la música es tan densa y complicada? ¿Por qué hay esta contradicción entre la elegante belleza de la música y la torpe pesadez de la teoría musical?

Yo creo que el problema tiene que ver no con la teoría musical en sí, sino con nuestros intentos de usarla como un sustituto de la experiencia propia.

Imagínate por un momento que yo quisiera saber todo lo que se puede saber sobre la ciudad natal donde creciste. Quizás no te des cuenta de lo experto que eres con respecto al tema de tu ciudad natal. Pero a los dos nos esperaría una noche bastante larga si tuvieras que explicármelo todo. Para empezar está la casa de tu familia (no te olvides de todas las habitaciones), las casas de tus amigos, tu colegio con todas sus aulas, tus lugares favoritos para jugar afuera, todas las calles y las esquinas, todos los restaurantes, el supermercado, el banco, la oficina de correos y muchos más lugares que sólo tú conocerías. Apuesto que hay literalmente centenares de lugares que puedes recordar claramente si piensas en ello lo suficiente.

Pero esto es sólo el principio. Incluso si te limitas a solamente uno de estos sitios, encuentras que todavía hay innumerable detalles que explicar: piso, techo, paredes, puertas y ventanas, luces, muebles y quizás docenas de objetos pequeños.

Y ni siquiera se termina ahí. Incluso si te enfocas en solamente uno de los objetos de la habitación, todavía encuentras que las palabras no son suficientes ni para describir completamente esta sola cosa.

Vaya poder que tienen las palabras.

Pero ahora imagínate si pudieras simplemente llevarme allí. Podrías enseñarme todos esos lugares que querías compartir conmigo. En cuestión de minutos la repentina avalancha de imágenes, sonidos y olores ya me llenaría la mente con más detalles de los que jamás podrías darme con palabras.

Tu ciudad natal es una buena metáfora para la armonía. No hay nada especialmente difícil de la armonía, pero no es el tipo de cosa que se puede reducir fácilmente a palabras y teorías. Este pequeño y hermoso mundo de sonidos se tiene que conocer de primera mano. Si simplemente vas allí y lo experimentas por ti mismo, verás que tampoco necesitas tanta teoría para recordar dónde están las cosas. Pero si te quedas fuera de este mundo y tratas de aprender sobre ello a través de explicaciones de segunda mano, si intentas reducir este hermoso mundo de sonidos y sensaciones a un puñado de fórmulas y definiciones, es entonces cuando te encuentras ante una tarea imposible.

Esta es la razón por la que la teoría de la música parece tan difícil y confusa. Simplemente no es posible obtener una comprensión real de la música sin experimentarla por ti mismo. Tienes que crear los sonidos tú mismo y escucharlos una y otra vez. Tienes que tocarlos libremente, combinándolos de diferentes maneras. En otras palabras, tienes que improvisar. La mayoría de la gente cree erróneamente que necesitas comprender la armonía antes de que puedas improvisar. Pero en realidad es al revés. Tienes que improvisar para llegar a comprender la armonía.

Por eso, aprender a improvisar no es la “meta” de mi método. La improvisación es mi método. Es nuestra manera de investigar nuevos conceptos y descubrir su significado por nosotros mismos. Mi trabajo es organizar tus experiencias para que vayas descubriendo todos los rincones de nuestro sistema musical. Tu trabajo es simplemente tocar y disfrutar de los sonidos que estamos estudiando en cualquier momento. Si ambos hacemos nuestro trabajo correctamente, entonces tus prácticas deberían ser siempre agradables, interesantes y divertidas. Pero también estarás desarrollando un dominio profundo y personal de la armonía que no se puede explicar con palabras.

¡Sigue leyendo!

El método completo "Improvisa de Verdad" está disponible como un libro electrónico de 250 páginas ilustradas con bases musicales que puedes descargar y usar en cualquier smartphone, tableta u ordenador. Haz clic en el enlace de abajo para comenzar a disfrutar de una práctica musical creativa y divertida que te enseñará cómo realmente funcionan la música y la armonía. ¡Descubre tu propia creatividad musical y expresa la música que llevas dentro!

Kit E-book

IFR E-book

E-book

+
Jam Tracks Levels 1 and 2

Bases Musicales niveles 1 y 2

$79 $59 Saber más